Cosas que debemos aprender de los emprendedores sociales

Los emprendedores sociales son líderes que tienen mucho para enseñar, aquí exponemos unos datos de utilidad si quieres iniciar tu negocio.

 

Durante las últimas dos décadas, mucho antes de que el emprendimiento social fuera un concepto importante como lo es hoy, la Fundación Schwab para el Emprendimiento Social identificó, mostró y apoyó a los principales emprendedores sociales del mundo, se les brindó la plataforma para escalar y replicar sus soluciones asociándose con otras partes interesadas en la clave del Foro Económico Mundial.

Con motivo del vigésimo aniversario, los  Premios al Emprendedor Social del Año 2018 de la Fundación Schwab: doce líderes al frente de once organizaciones que trabajan en algunos de los lugares más desafiantes del planeta van a celebrar sus logros y convocar a los responsables de la toma de decisiones, a los proveedores de fondos y a los medios para apoyar sus esfuerzos. Aspectos para aprender de los emprendedores sociales:

 

Necesitan legitimidad y visibilidad internacional

 

A pesar de todos los rumores que rodean el sector, la mayoría de los emprendedores sociales trabajan en relativa oscuridad. En un entorno mediático saturado, es difícil hacerse ver y difundir su mensaje. Presentar a los emprendedores sociales en las sesiones plenarias del Foro Económico Mundial con los jefes de estado y otros líderes de alto perfil, es el tipo de visibilidad que genera la atención de los medios y, a menudo, atrae nuevos inversionistas, subvenciones o socios gubernamentales.

 

Debes seguir luchando contra conceptos erróneos que no ayudan en nada

 

Los emprendedores sociales combinan la misión, la dedicación y la compasión para servir a las personas de bajos ingresos o marginadas con los principios empresariales y las mejores técnicas del sector privado. Pero eso no significa que sean héroes o mártires. Tampoco están llevando a cabo negocios altamente rentables o “haciendo dinero a costa de los pobres”. Este pensamiento anticuado e ideológico debería relegarse a los libros de historia mientras buscamos acelerar la creación de soluciones escalables y colaborativas para abordar los problemas sociales y ambientales más complejos de nuestra época.

 

Busca una comunidad de espíritus afines

 

Sí, a los emprendedores sociales de la Fundación Schwab les encanta participar en Davos y el acceso que esto les brinda a los principales líderes empresariales y políticos. Pero en realidad, me dicen una y otra vez que lo que más aprecian es la oportunidad de pasar tiempo con sus compañeros emprendedores sociales, que forman parte de una comunidad estrechamente unida. Celebran los logros de los demás, aprenden de sus éxitos y reveses, y se ayudan a recuperarse de fracasos devastadores. En la comunidad, se sienten escuchados, vistos y comprendidos, porque, por supuesto, nadie comprende sus altibajos tan bien como otro emprendedor social.

No cabe duda que los emprendedores sociales son modelos a seguir. En conjunto, han transformado la vida de cientos de millones de personas en todo el mundo, proporcionando educación, oportunidades, medios de vida y dignidad. Los ganadores del Emprendedor Social del Año 2018 de la Fundación Schwab no son una excepción, y a todos les digo: ¡Felicidades y bienvenidos a su tribu!

 

Fuente: altonivel.com.mx

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *