5 características de los nuevos administradores de empresas

Una nueva generación está a punto de incorporarse al ámbito laboral y las empresas se están adaptando para recibirla. ¿Quieres saber qué esperan de ti?

Planear, Organizar, Dirigir, Controlar y Evaluar son los 5 principios básicos de la gestión para guiar el logro de objetivos específicos en la Administración de Empresas. La gestión se define, entonces, como las acciones en términos de dirección y administración, que se llevan a cabo de forma estratégica para garantizar el éxito en el desarrollo de una empresa, sea cual sea el giro de la misma.

Si bien, este proceso de trabajo en el sector empresarial es muy tradicional y se basa en los fundamentos de la administración, actualmente las empresas que desean permanecer en la competencia y sobresalir de la misma, saben que deben evolucionar y permitir la innovación y creatividad en la aplicación de estrategias y el uso de herramientas de gestión.

Empresas con visión en el futuro

En este sentido, se ha convertido en una necesidad el conocer a las nuevas generaciones, desde sus gustos, estilo de vida, forma de trabajo y experiencias de vida que han adquirido, ya que eso también determina que el producto o servicio que genera la empresa tenga el impacto esperado dentro del sector. Además, esto permite comprender la forma en que la empresa debe relacionarse con quienes formarán parte de su talento humano.

Ya sea que desees incursionar en la gestión de una reconocida empresa pública o privada, o que tengas la inquietud de emprender y competir dentro del sector empresarial, te compartimos 5 características que, como parte de la “Generación Z” o “centennials”, debes reunir para tener más posibilidades de alcanzar tus metas.

Ser autodidacta y trabajar de forma colaborativa a distancia
En la nueva era se espera que el administrador de empresas tenga la capacidad de buscar información y tomar decisiones de forma autónoma, además de establecer líneas y equipos de trabajo efectivos a distancia.

Ser pragmático y creativo
El sector empresarial requiere de colaboradores multitarea, con la capacidad de ser participativos en el proceso de la gestión a través de estrategias innovadoras pero realistas y les permita responder con rapidez ante contingencias, además de ser exigentes consigo mismos. Actualmente, los planes de estudio incorporan asignaturas que buscan el aprendizaje a través de prácticas y proyectos.

Ser bilingüe
El intercambio, las relaciones y los equipos de trabajo multiculturales a nivel internacional, así como la expansión global que pretenden las empresas, exigen de personal que domine el idioma inglés en aspectos de negocios, además de la constante capacitación y actualización con cursos y seminarios que se imparten con material de investigación en este idioma.

Ser diverso y socialmente responsable
La tendencia en imagen que desean mostrar las empresas al exterior es de una estructura organizacional sólida a través de un ambiente laboral amigable, incluyente, diverso, con excelente comunicación y responsable con la sociedad y su medio ambiente. El humanismo es uno de los pilares principales que se busca en la formación de los futuros profesionistas.

Ser un estratega digital
Más que un simple usuario y conocedor de herramientas digitales, se busca talento humano que domine la tecnología e implemente estrategias con el uso de la misma para obtener ventajas competitivas de forma eficiente, sustentable y con una visión amplia de procesos sistematizados en línea y en una red de comunicación en línea que permita optimizar los tiempos de trabajo.

5 características de los nuevos administradores de empresas

La generación del 2020

Sin duda alguna, pertenecer a una generación mucho más activa y que acepta el cambio como parte de su vida, permitirá que la inclusión y el emprendimiento en el ámbito empresarial sea de forma rápida. Por otro lado, provocará una sinergia importante entre dos generaciones (los “millenials” y los “centennials”) hacia un esquema de trabajo que respeta los principios tradicionales de la administración, pero mucho más dinámico y de impacto.

Tu personalidad te dice qué carrera estudiar

¿Todavía no sabes qué carrera elegir? Conoce tu personalidad y toma una decisión inteligente.

Elegir una profesión es una decisión que tendrá impacto en tu futuro laboral y personal. Quizá hoy estés convencido o convencida de qué carrera quieres estudiar, pero eso podría cambiar con el tiempo.

A menudo elegimos una carrera tomando en cuenta opiniones de amigos o familiares, nuestros intereses personales y cómo nos imaginamos que será nuestra vida laboral.

Sin embargo, esos factores no son suficientes para tomar una decisión inteligente. También es útil tomar en cuenta:

  1. Campo de trabajo. Qué oportunidades laborales hay, cómo se remunera una carrera. Si hay muchos egresados los sueldos serán más bajos.
  2. Las opciones educativas. Investiga si la carrera que te interesa está disponible en tu ciudad, si la escuela que la imparte es pública o privada. Si no obtienes una oportunidad en una escuela pública ¿cuáles son tus opciones? ¿puedes costear una colegiatura? ¿puedes aplicar por una beca?
  3. Tu personalidad. Puedes tener mucha habilidad por los números, pero quizá eres una persona inquieta y creativa que no sería feliz en una carrera administrativa. Tu carácter y rasgos personales pueden ser una gran guía para elegir una carrera.

 

Descubre más sobre tu personalidad

Conocer tu personalidad puede ser una gran herramienta de orientación vocacional. Si tus valores y comportamientos se orientan a un área de estudio específica, será más sencillo que concluyas tus estudios y más adelante disfrutes lo que haces.

Te compartimos 3 test de personalidad que te pueden dar más información sobre ti mismo para tomar una buena decisión académica. Todos son gratuitos y en línea:

  1. Test vocacional para ingresar a la Educación Superior

La Secretaría de Educación Pública (SEP) cuenta con un test gratuito que te dice cuál es tu perfil vocacional, basado en la teoría de elección de carrera del psicólogo John Holland, quien describe 6 perfiles: realista, investigador, artístico, social, emprendedor y convencional.

El reporte asocia tu personalidad con las carreras afines y te muestra la oferta educativa disponible en el país. Mira el video para más información.

  1. 16 personalities

Este test en línea se combinan dos estudios populares de la personalidad: Los tipos psicológicos de Carl Gustav Jung y el Indicador de Tipo de Myers-Briggs. El resultado es un reporte completo que describe quién eres y por qué haces las cosas de acuerdo con 16 tipos de personalidad.

El test toma un poco más de 10 minutos y te da tu resultado de inmediato.

  1. OCCPerfiles

La tercera opción está orientada a tu personalidad laboral. Te permite conocer tus aptitudes naturales, fortalezas y debilidades. Se trata de una herramienta gratuita de OCCMundial, la bolsa de trabajo en línea más importante de México.

Para acceder a él solo tienes que entrar a tu cuenta en OCCMundial o registrarte sin costo.

Ir al test

Posgrado sube hasta $10 mil los ingresos

Los profesionistas con especializaciones tienen oportunidad de encontrar empleos con mejores salarios

Un profesionista que sólo concluyó la licenciatura puede ganar hasta diez mil pesos más si cuenta con una maestría o especialización de su carrera, ya que tener estudios más enfocados en determinada área abre las puertas de empleos mejor remunerados.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH), realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la diferencia de salarios entre una persona con estudios de posgrado y una que sólo tiene licenciatura puede ser hasta de diez mil pesos mensuales.

El estudio Los rendimientos de la educación en México, publicado por el Banco de México, revela que una persona con estudios de posgrado puede ganar casi el doble de alguien con licenciatura terminada.

Al respecto, la directora de Posgrados de la Universidad Iberoamericana, Ana Bertha Pérez Lizaur, aseguró que alguien que estudia una especialización tiene más oportunidades de buscar un empleo mejor remunerado, porque puede ofrecer algo más específico, ya que tiene habilidades más especializadas que una persona que sólo terminó la carrera.

“En la actualidad, el conocimiento avanza rápidamente, por lo que quienes laboran requieren no sólo quedarse con los estudios de licenciatura, ya que hacer un posgrado les permite especializarse. Por ejemplo, un licenciado en nutrición, podría estudiar un posgrado en política pública o ciencia política y entonces podrá incidir en políticas alimentarias”, detalló.

Otro caso es que un abogado que desarrolla habilidades financieras podría ser abogado fiscalista, entonces debe optar por hacer un posgrado en el área de finanzas.

De ese modo, agregó la académica, esa persona ya no es sólo un abogado, sino que cuenta con una especialización que le ofrece un menú laboral con posibilidades de un ingreso más alto.

Es por ello, que los diversos estudios señalan que continuar estudiando un posgrado, desde el punto de vista laboral, abre mejores expectativas y si la idea de la persona es dedicarse a la investigación “definitivamente necesita hacer una maestría o doctorado para generar conocimiento novedoso y creativo”, afirmó.

Sin embargo, la profesora admitió que el aumento de salario que se consigue entre quien sólo tiene licenciatura y quien cuenta con una maestría, no se logra con un doctorado.

Fuente: Excelsior

Las 10 carreras preferidas por los millennials en 2017

Se les ha descrito de muchas formas, pero lo cierto es que los millennials, jóvenes que nacieron (aproximadamente) entre 1980 y 1995, son la generación que hoy ocupa el número 1 entre la fuerza laboral del mundo.

De acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) al primer trimestre de 2017, el 51% de los profesionistas mexicanos tienen entre 20 y 24 años, y estas son las carreras en las que se concentra el mayor número de ellos:

 1. Criminología

Es la ciencia que analiza causas y circunstancias de los delitos, así como la personalidad de los delincuentes y el tratamiento que deben tener para su represión.

 

 2. Ingeniería Ambiental

Los jóvenes están muy interesados en participar en la gestión y planeación de proyectos de sustentabilidad de los recursos naturales, así como su aprovechamiento ético y eficiente. En pocas palabras, quieren hacer más por este mundo. La ingeniería ambiental es una gran opción para ello.

 

 3. Ingeniería en Procesos y Operaciones

Esta carrera consiste en el diseño, instalación y mejora de equipos. Conjunta conocimientos de matemáticas, física e incluso ciencias sociales para especificar y evaluar los resultados obtenidos en los sistemas

 

 4. Psicopedagogía

El psicopedagogo es el responsable de personalizar los procesos educativos a las necesidades del alumno. Es decir, adapta los contenidos de los procesos de enseñanza-aprendizaje para que la actividad docente sea más eficaz. Los jóvenes realmente comprenden que la educación es el futuro.

 

 5. Fisioterapia

Un  fisioterapeuta es quien ayuda a restablecer la condición física normal de una persona. Incluye el tratamiento a incapacidades temporales o permanentes para recuperar la movilidad y asegurar el bienestar del sistema músculo-esquelético, el neurológico y el cardiopulmonar.

 

 6. Diseño

Gráfico, textil, de moda, de interiores, industrial… El diseño en todas sus formas está presente en la mente de los jóvenes. Tan solo en el ciclo escolar 2015-2016, se contaron más de 16 mil estudiantes matriculados en las diferentes universidades reconocidas por la SEP.

Estudia Lic. en Diseño

 7. Ingeniería de Alimentos

De acuerdo con cifras del Programa Mundial de Alimentos, 9 de cada 10 personas del mundo no tienen los alimentos suficientes para llevar una vida saludable. Por ello, no es de extrañar que la Ingeniería de Alimentos se encuentre entre el listado de carreras preferidas por una generación que se ha caracterizado por tener mayor conciencia social.

 

 8. Negocios

Políticas comerciales, inversión extranjera, estrategias de desarrollo… Esta carrera se integra por un mundo de conocimientos que resulta muy atractiva para los jóvenes, pues el 9.5% de la población ocupada tiene entre 20 y 24 años.

Estudia Lic. en Administración de Negocios

 9. Formación docente para otros servicios educativos

La educación inicial, para adultos o para personas con capacidades diferentes encabezan la lista de prioridades de esta carrera.

Estudia Maestría Docencia y Gestión Educativa

 10. Traducción

Los idiomas importan y mucho. Tanto así que los jóvenes que actualmente trabajan como interpretes y traductores son un 8.4% de la población.

Estudia Lic. Interpretación y Traducción

¿Qué hacer si no quedaste en la escuela que querías?

¿Qué hacer si no quedaste en la escuela que querías? Cada año miles de jóvenes pasan una de las pruebas más significativas de su vida:

El examen de admisión a la preparatoria o universidad pública. También, cada año, sólo un reducido porcentaje consigue ingresar a una institución pública.

El no ser aceptado en la prepa o en la universidad probablemente te hace sentir frustrando o derrotado. Tu cabeza es la primera en confundirse al invadirse de pensamientos como: ¡no pasé el examen de admisión!, ¿no me quedé en la prepa qué hago?¡no me quedé en la universidad!, etcétera, y se vuelve un caos de miles de preguntas, cuando la razón de fondo no es algo que dependa totalmente de ti.

Ocupar un sitio en las preparatorias y universidades públicas requiere de algo más que de un buen puntaje en el examen de admisión. Aparecer en la lista de admisión depende también de factores como el cupo disponible en cada preparatoria, carrera y universidad que te interesa.

Ante estas circunstancias hay quien se da por vencido o decide esperar su próxima oportunidad. Pero hay también quien mira a su alrededor y busca no aplazar sus estudios ni planes de vida.

1. Conserva la calma

La vida no termina con un mal resultado de un examen, finalmente la universidad no tiene por qué ser el sueño de todos. Y si no es el tuyo, sería mucho más fácil atreverse a encontrar el propio.

No temer al error es fundamental en la vida para aprender. Sin caídas no hay vuelos, dejar volar la imaginación y pensar qué quieres de este año sin universidad, puede ser una gran sorpresa en tu vida; lo importante es que estés seguro de estar tomando la decisión con la que tú te sientes feliz.

2. No te des por vencido

Una de las claves más importantes que deben considerar los estudiantes es no darse por vencido, ahora sabrás perfectamente cuales son tus debilidades, es el momento de trabajar en ellas y convertirlas en fortalezas, existen cursos de preparación que pueden llegar a servirte y puedes considerar para no dejar de lado el estudio. Es vital tener el panorama claro para poder lograr de una mejor forma los objetivos propuestos para tu carrera, recuerda muy bien que existen una gran infinidad de ofertas académicas que te ofrecen grandes oportunidades de estudio.

3. Busca otras opciones

No me alcanza para lo que quiero, esa universidad no me gusta, no me quiero conformar con esta otra profesión, son algunas de las recurrentes conversaciones entre padres y adolescentes, entre todos tratan de encontrar la mejor solución a la situación.

Pero no todo es la universidad, esta es solo un camino a las miles de alternativas de que existen después del nivel medio superior.

4. Puedes estudiar un idioma

Perfeccionar el inglés o algún otro idioma que desees es una excelente opción, o viajar  para aquellos que tienen la posibilidad de hacerlo. Ambas instancias entregan herramientas que a la larga van a beneficiar a quien las adquiera.

5. Trabajar

De niño todos sabíamos qué queríamos ser cuando creciéramos, pero a lo largo del camino uno se olvida o comienza a pensar mucho en las respuestas. Olvídate por un momento de qué estudiar y piensa en qué tipo de trabajo te imaginas realizando, en dónde y bajo qué medios el considerar trabajar es empezar a responsabilizarte de tus decisiones además de probar realmente tus habilidades que quieres llegar a realizar.

Estas 3 preguntas son fundamentales para ti: ¿Quién eres? ¿Qué quieres? Y ¿Hacía donde vas?  Esto te ayudará a discernir los conocimientos académicos que precisas para lograr tus objetivos. Cuando sabes qué quieres ser, podrás determinar qué carrera más se acerca a esos intereses o incluso si requieres de una para lograr tus metas en la vida.

6 simples razones por las cuales estudiar Administración y Gestión de empresas

Si terminaste la prepa y buscas qué carrera profesional estudiar, descubre las razones por las que puede convenirte formarte en  Administración y Gestión de empresas.

Terminar la preparatoria significa una gran alegría porque es el fin de una etapa y el comienzo de una muy interesante y desafiante, pero también significa tener que saber qué es lo que se quiere hacer en el futuro, lo que no siempre resulta evidente para los jóvenes. Por fortuna, en México se ofrecen una gran variedad de programas académicos para elegir, entre ellos se destaca Administración y Gestión de empresas.

La carrera de Administración y Gestión de empresas es una de las más populares en México y la más elegida por los jóvenes que apuestan al desarrollo empresarial del país. Esta carrera de grado de 4 o 5 años ofrece a los estudiantes la posibilidad de convertirse en Administradores para poder desempeñarse en diferentes áreas empresariales para encargarse de la planificación, organización, control y dirección de cualquier compañía.

Si estás buscando una carrera para formarte a nivel profesional, y crees que la Administración puede ser lo tuyo, te dejamos 6 razones para que te convenzas de elegirla.

1- Programas académicos de excelente nivel: en México existen múltiples centros de educación superior donde los estudiantes pueden cursar programas de calidad superior, que no tienen nada que envidiar a programas de universidades extranjeras. Estudia Administración en UTECA

2- Alimenta el espíritu emprendedor: esta carrera te permitirá estudiar el funcionamiento de las empresas, y por tanto, saber dirigirla para alcanzar sus objetivos. Estos conocimientos no solo alimentarán tu espíritu emprendedor, sino que además te ayudarán a ser más competitivo y a contar con las herramientas incluso para crear tu propia empresa.

3- Alta demanda en el mercado laboral: de acuerdo al Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) la carrera de Administración y Gestión de empresas es una de las más populares en México y una de las más demandadas por las empresas, debido a la necesidad de las organizaciones de contar con profesionales capaces de desempeñar de forma efectiva, labores de gestión, asesoramiento empresarial y administrativo.

4- Amplias posibilidades de desarrollo: los egresados de la carrera de Administración y Gestión de empresas pueden trabajar en las empresas y organizaciones públicas o privadas, así como en los consejos de administración más destacados de la región. Pueden desarrollarse en diferentes departamentos y áreas, como en Marketing, Finanzas, Gestión de proyectos, etc.

5- Preparación para el futuro: esta carrera comprende un programa de formación integral a nivel empresarial, razón por la cual formarse en  esta disciplina es una estrategia de cara al futuro para poder crecer cada día más en una empresa y alcanzar roles de gerenciales y de liderazgo.

6- Colaborar con el desarrollo del país: elegir una carrera como Administración y Gestión de empresas  es una buena manera de contribuir con el desarrollo del país. Dado que las empresas y organizaciones son el motor del crecimiento de la nación, formarse en el sector permite contribuir, dando lo mejor para obtener buenos resultados que beneficien a la empresa, al propio profesional y a la comunidad en general.

Encuentra tu carrera ideal con la tipología de Holland

Elegir carrera no es una decisión fácil. Tus papás te dicen que estudies Mercadotecnia porque, según ellos, serías buenísimo; tú quieres estudiar Ingeniería Industrial, pero al final resulta que eres buenísimo para las cuestiones de Logística.

A ver, primero lo primero. Vas saliendo de una enorme crisis existencial llamada adolescencia y ahora te salen con que tienes que definir tu futuro. ¡Así no se puede!

Por eso, antes de que empieces a correr en círculos, te presento la tipología de Holland, un método que suena muy complejo, pero en realidad es muy sencillo (y muy utilizado) en la elección de carrera.

¿De qué trata?

John Holland fue un psicólogo estadounidense que desarrolló la conexión entre la elección de carrera y la vocación, y la plasmó en 6 perfiles. Las características que definen cada perfil te inclinan hacia ciertas carreras, por lo que será más probable que esta afinidad te ayude a disfrutar más tu carrera y tu trabajo.

El hexágono de Holland

Checa las características de cada perfil y ¡encuentra tu carrera ideal!

Realista

Prefieres trabajar con objetos, máquinas, herramientas, plantas, animales o en espacios abiertos.

Tu carrera ideal: Ingeniería, Agronomía, Arquitectura.

Investigador

Eres un observador. Aprendes, investigas, analizas y resuelves problemas.

Tu carrera ideal: Matemáticas, Ciencias.

Artista

Eres innovador e intuitivo. Tu imaginación y creatividad son tus mejores herramientas.

Tu carrera ideal: Comunicación, Literatura, Música, Diseño.

Social

Te gusta ayudar a los demás. Puedes trabajar con la gente para brindar información, guiarla, entrenarla e incluso curarla.

Tu carrera ideal: Educación, Psicología, Medicina.

Emprendedor

Eres un líder. Puedes influenciar, persuadir, guiar y administrar. Eres competitivo y te distingues por ser un gran organizador.

Tu carrera ideal: Derecho, Mercadotecnia, Administración.

Convencional

Trabajar con información es lo tuyo. Tienes habilidad para los números y datos, eres muy atento a los detalles o prefieres tener instrucciones claras a seguir.

Tu carrera ideal: Contaduría, Gestión de Capital Humano.

5 razones para estudiar un posgrado

¿Sabías que en México solo el 6.7% de los estudiantes están estudiando un posgrado?

Hoy día las posibilidades de emplearse y conseguir un salario decoroso dependen en buena medida de contar con algún tipo de posgrado, este te posiciona un escalafón arriba del común y amplía tu perspectiva laboral.

Un posgrado supone una especialización en un rubro específico, se eleva el conocimiento y nivel académico de la persona, convirtiéndola en un elemento fundamental dentro de un esquema de trabajo; su trascendencia radica en el desarrollo de competencias adicionales que adquiere, su proceso formativo se vuelve más sólido y por ende se convierte en un candidato más atractivo para cubrir un puesto preponderante.

Cursar un posgrado implica una responsabilidad especial para el estudiante, el nivel de exigencia es mayor ya que la batería de asignaturas es más compleja, los catedráticos asumen que están frente a profesionistas competentes, con un cúmulo de competencias firmes que les permiten desarrollar actividades que simulan escenarios reales con problemáticas que inducen a una reflexión profunda.

A continuación 5 principales razones por las que te conviene estudiar un posgrado:

»Desarrollo profesional. Evolucionar profesionalmente es un aliciente personal, significa alcanzar un grado superior académicamente, encontrar a través de la educación un estímulo que lleve a desarrollar competencias y habilidades para su aplicación en el bienestar social. En este sentido se trata de una realización formativa, quizá la más grande de todas.

»Estímulo de jerarquía. Poseer estudios de posgrado supone inmediatamente la posibilidad de obtener mayor remuneración por el trabajo realizado, existen posibilidades más factibles de ser promovido ya que en la maestría se adquieren habilidades en la resolución de problemas, una visión global de las incidencias que se desarrollen en los contextos laborales, además de la adquisición de competencias que se ponderan en el análisis de situaciones.

»Prestigio. Es invariable que al obtener una maestría o un doctorado se entra dentro de una élite de profesionistas capacitados, el prestigio mejora el autoconcepto y la manera en que uno es percibido por los colegas, esto confiere responsabilidad y compromiso, la imagen que uno proyecta es fundamental.

»Ventajas laborales. En los grandes corporativos de nivel internacional hay varios filtros para ingresar, uno de ellos es contar con posgrado y estudios de especialización. Es sabido que estas empresas remuneran decorosamente a sus empleados pero para ello es necesario tener un nivel académico superior, ya que estos cuentan con una capacidad de análisis, dirección y gestión diferentes del resto.

»Inversión rentable. El tiempo invertido en los estudios es menor al de una licenciatura, no suele exceder los dos años, ya que el plan de estudios es reducido. De acuerdo con el Instituto Mexicano para la Competitividad A.C. los estudios de posgrado incrementan hasta un 127% la expectativa salarial.

Estudiar un posgrado es cuestión de decisión, la determinación debe englobar los aspectos mencionados, la importancia de mejorar académicamente y la posibilidad de percibir más económicamente, deben ser ponderadas antes de iniciar los estudios.

Fuente: UTEL

Ventajas de estudiar una licenciatura

La elección de cursar la licenciatura es todo un proceso que en ciertas ocasiones  nubla la visión del futuro profesionista. El estudiante se desanima ante el panorama y no logra estructurar por qué es importante estudiar una carrera y con qué fin la cursa.

Estudiar una carrera permite incorporarse al mercado profesional, explorar el campo competitivo a partir de la aplicación de los conocimientos y habilidades adquiridas durante la carrera y abrirse a mejores oportunidades laborales, para así propiciar un mejor nivel de vida.

El realizar una licenciatura es crear nuevas perspectivas, forjar conocimientos sobre algún campo en específico para en un futuro profundizar en la profesión y lograr ser un experto en el área.

¿Por qué es importante concluir la educación superior?

Terminar una carrera abre la puerta al crecimiento intelectual, cultura y social de todo ser humano. La participación de la educación universitaria cambia las expectativas del estudiante conforme este logra avanzar en su desarrollo académico; sus pretensiones económicas son superiores al contar con un título que avale los conocimientos adquiridos, pensamientos que le dan confianza al momento de generar relaciones públicas, ya sean  referentes a su profesión u otras.

De acuerdo con diversas investigaciones realizadas por OCCMundial han comprobado que concluir una licenciatura puede abrir la oportunidad de ganar hasta $45,000 mensuales, salario que sin duda asegura la pretensión de vivir cómodamente.

La competitividad se mide a través  de la capacidad del universitario de desarrollar habilidades que lo lleven a formar parte del campo profesional, como es el caso del manejo adecuado de los avances tecnológicos, que han logrado posicionarse como un factor que determina las oportunidades de crecimiento profesional y empleabilidad que puede tener el titulado, es decir, si cuenta con la versatilidad y capacidad de adaptarse rápidamente a los cambios.

Obtener un título incrementa las posibilidades de conseguir un empleo de tu agrado, redituable y permisible, suficiente para cubrir tus necesidades y perspectivas.

Fuente: UTEL

¿Vale la pena estudiar una Licenciatura?

¿Estudiar una licenciatura sigue siendo una buena inversión?

La respuesta es sí y te decimos por qué.

El mundo laboral se está transformando; hay más jóvenes emprendedores, empresas que favorecen el trabajo a distancia y mayor movilidad de talento. Por otro lado en México se habla de pocas oportunidades para profesionistas y bajos salarios.

Con este panorama mucha gente joven se pregunta si realmente estudiar una carrera vale la pena. Hay quienes están convencidos de que prefieren ‘tener un negocio propio’ que invertir tiempo y dinero en educación.

Sin embargo, estudiar una carrera sigue siendo rentable. Los números y los especialistas lo confirman.

 

¿Por qué te conviene estudiar una licenciatura?

La razón número uno, y quizá la más importante es la remuneración. Datos del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) indican que una persona con educación superior gana casi el doble que alguien que solo terminó la preparatoria.

El salario promedio de una persona con bachillerato en México es de $5,126 pesos, mientras que el de un profesionista alcanza los $9,981, señala la dependencia.

Por otro lado está la demanda de las empresas. Para muchas vacantes, el grado universitario es un requisito indispensable, y estar titulado es un filtro común para seleccionar a los candidatos.

En tercer lugar, pero no menos importante, estudiar una carrera permite a las personas acceder a un nivel de vida más satisfactorio, al abrir la posibilidad de desempeñar una mayor diversidad de actividades. Sin duda quienes tienen formación profesional tienen más oportunidades laborales.

 

¿Cómo elegir la mejor para ti?

Estudiar una licenciatura implica una inversión de tiempo y dinero, por ello es importante elegir de manera inteligente. Responder estas preguntas puede ayudar:

1. ¿Qué te apasiona?

Cuando eliges dedicarte a lo que amas es más sencillo esforzarte y superar el fracaso. Hacer lo que te gusta te mantiene motivado y con ganas de aprender más. Piensa actividades que disfrutarías hacer sin importar el salario.

2. ¿Para qué eres bueno?

Después de tus intereses toma en cuenta tus habilidades. Si eres bueno para tratar con la gente aprovéchalo y piensa en carreras que implican mucha interacción social. Si se te facilitan las matemáticas consulta las opciones en ciencia y tecnología.

3. ¿Cuáles son las opciones educativas?

Al tener claras tus aptitudes e intereses empezarás a identificar áreas de estudio afines a tu perfil y carreras posibles. Ahora analiza tus opciones educativas, toma en cuenta si hay oferta académica en tu lugar de residencia, si la universidad es pública o privada, si la modalidad es presencial o en línea. Si tu opción es una escuela pública, recuerda que los lugares son limitados.

Ver carreras

4. ¿Cuánto cuesta?

Mientras que cursar una carrera en una escuela pública puede costar entre 19 mil y 38 mil pesos. La inversión en una institución privada, de acuerdo con datos de IMCO, va de los 125 mil hasta los 930 mil pesos. No tienes que tener ese monto para costearte tu educación. Hay escuelas que ofrecen créditos educativos, becas y facilidades de pago. Investiga y haz cuentas.

 

5. ¿Cómo la paga el mercado?

Aunque hay un promedio de ingreso para los profesionistas, hay una gran diferencia de salario entre diversas profesiones. Por ejemplo, un Licenciado en Comunicación y periodismo gana en promedio $7,973 pesos al mes, mientras que un Ingeniero en Metalurgia recibe más de 24 mil pesos mensuales.

 

También hay carreras más demandadas. Por ejemplo, el nivel de desempleo para los Sociólogos alcanza un 14%, en tanto que es casi nulo para quienes estudiaron Física. Estas variables también influyen en el salario; cuando hay un excedente de profesionistas en un área, el salario baja, mientras que las empresas pagan mejor a los profesionistas cuya área de especialización es menos común.

 

Una elección consciente e informada te permitirá obtener más beneficios al terminar tus estudios. Toma en cuenta estos factores y ¡mucho éxito!

 

Fuente: OCC Educación